The Rewinder | Reseña

Hoy puedo decir que vi algo realmente extraño a la hora de jugar, honestamente no me lo esperaba pero quizá con el tiempo que me la pase escribiendo esta reseña lograré encontrar más sentido a las cosas.

The Rewinder es un juego basado en la cultura china en donde seremos Yun, el último Rewinder, seres cuyo poder reside en cambiar el pasado gracias a su habilidad de meterse a la mente de las personas e influenciarlas con pensamientos que incluso pueden robar de otras mentes. Es muy extraño pero si lo analizamos bien, tiene mucho sentido si lo transportamos al mundo real, solo que aquí se utiliza la mística y todo bien en diseño pixelado.

Mientras somos Yun podremos ir explorando lugares donde la gente interactúa entre sí y nosotros podremos ir deteniendo el tiempo justo en el momento en que ellos están en una disyuntiva o empiezan a pensar cosas que bien podrían cambiar el pasado, por lo que nuestro deber es pausar ese recuerdo -porque en eso estamos-, entrar en la mente de las personas y deducir como diablos podrían cambiar su manera de pensar, una vez que lo hacemos es momento de utilizar pensamientos de más personas, pero también podremos hacer uso de objetos, esencias, escritos, anuncios o cualquier cosa que pueda sembrar una idea en la persona de la que queremos hacer cambiar de opinión. Una vez que logramos recolectar lo que pensamos será correcto, debemos influenciar al individuo y así lograr que piense diferente con lo que el pasado se modificará de inmediato.

La mecánica se torna súper difícil al inicio del juego, pero una vez que entendemos que estamos plantando ideas ya lo demás irá cuesta arriba. No olvidemos que el juego como tal es un puzzle en 2D, así que deberán investigar todo lo posible y gracias a su cuaderno entenderán todo lo que han visto porque pues ahí será el lugar donde seguro estará todo registrado. Los rompecabezas no son tan complicados si ponemos atención a la lógica no solo del juego sino de la vida en general, ya que muchos están basados en objetos de la vida diaria, pero si de plano no lo logran, antes de irse a un video o una guía, revisen las ayudas que nos da el mismo juego y con eso tendrán. Honestamente los puzzles no son cosa del otro mundo pero porque el juego no se concentra en ellos, sino en su principal arma de seducción para el gamer, que es la mecánica del control mental. Ahí es donde reside el encanto de The Rewinder.

El atractivo visual de The Rewinder también es elevado, sinceramente aunque los modelos carecen de detalles por lo pixelado del diseño, no me cabe duda de que la dirección de arte es realmente hermosa, la paleta de colores a pesar de ser un poco apagada no demerita para nada y en especial porque cuando los colores vivos se hacen presentes es cuando todavía sobresale más el efecto especial o el personaje al que se quiere dar protagonismo. Recordemos que no es un juego de acción por lo que el realismo y los colores vivos no son precisamente la prioridad, más bien es la sobriedad lo que rige a The Rewinder.

Debido a que el juego se basa en esta mística y cultura china, es imposible no agregar los fantasmas y monstruos a la fórmula, y la verdad es que The Rewinder lo hace de maravilla pues todos los personajes pertenecientes a otro plano con los que se topa Yun son verdaderamente agraciados en su diseño y sus diálogos, lo que no nos permite que nos aterroricemos sino más bien sorprendamos de lo bien llevados que están, no me cabe duda que supieron hacer monstruos mansos que no asustan pero que ayudan muchísimo a la historia.

VEREDICTO

En efecto, conforme fui escribiendo lo que pensaba de cada aspecto de The Rewinder me fui dando cuenta de lo grande que es, no quiero exagerar diciendo que es de lo mejor que he probado en el año o así, pero sí puedo recalcar lo sorprendente que fue la mecánica de leer mentes e influenciarlas, y a pesar de que el juego parece muy lento de inicio, conforme avanzamos ya en la verdadera “acción” de controlar mentes y detener el tiempo, es cuando hallamos el verdadero sentido y por ende el gusto adquirido por esta pequeña joya que recién entró al Game Pass de Xbox y que no deberían de omitir cuando quieran una experiencia buena y diferente a mucho de lo que han jugado.

The Rewinder está disponible en PC, Switch y Xbox One; también lo pueden encontrar actualmente por medio del servicio Xbox Game Pass para consolas, nube y PC. Además, ya está anunciada su secuela.

Compartir en: